Modalidad Online: Desafíos y Decisiones

Es en momentos de crisis, como la expansión de una pandemia o un desastre natural, en que las Instituciones de Educación Superior han tenido que generar planes de contingencia en protección de la comunidad educativa que muchas veces han ido en desmedro del plan estratégico y, en consecuencia, de la calidad de la educación.

La organización de la Universidad del Futuro se pondrá a prueba, será el momento de comprobar las herramientas que fueron elegidas para la estrategia virtual fueron las correctas para reaccionar y poner en marcha un plan de acción con un impacto menor para la comunidad. Aunque para muchas IES esto aún es una utopía, la transición online es el primer paso, en pos de la continuidad de las clases ante las instrucciones de gobiernos y de las organizaciones mundiales de salud de mantener el aislamiento.

La suspensión de las clases de manera indefinida ha llevado a las instituciones a evaluar e implementar con celeridad formas de continuar con su planificación académica en forma remota. En Chronicle Higher Education los especialistas recomiendan que es momento de comenzar a pensar los programas tanto en su modalidad en el aula como en línea, priorizando la agilidad y la flexibilidad como habilidades para entregar a los estudiantes para aminorar el impacto de crisis venideras. 

Aprendizaje online y acceso a internet

Temporalmente las universidades latinoamericanas se encuentran enfrentando el desafío del distanciamiento social. Algunos estudiantes dudan si continuar este período académico debido al fuerte impacto económico que está comenzando a causar la restricción en los espacios de intercambio social; ante esto, los centros educativos están generando las mejores medidas para asegurar la continuidad de los estudiantes y sopesar el enorme daño que este tipo de crisis puede generar en su formación.

En China, donde el avance de esta crisis ya lleva una ventaja de dos meses, se comienzan a ver los efectos de una recesión y un conjunto importante de la Educación Superior ha tomado cartas en el asunto: 600 mil maestros y 50 millones de estudiantes están realizando clases online. Este tipo de medidas están creando cambios que pueden ser permanentes en las estrategias educativas.

Goldie Blumenstyk escritora senior para The Chronicle of Higher Education señala en su columna que una vez implementado este tipo de sistemas en las universidades, la tecnología a distancia compartirá su lugar con los modelos anteriores, por lo cual la experiencia educativa se volverá un híbrido presencial y virtual. La pregunta es ¿Ya comenzaron las IES a desarrollar estos modelos educativos? ¿Cómo se enfrentan las universidades al acceso universal a internet?

El acceso a internet es una de las brechas más importantes a considerar durante esta transición online, según Pew Research Center en Estados Unidos un 73% de los adultos tienen internet banda ancha en sus hogares, pero existen grandes diferencias en la calidad de la conexión. Alrededor del 17% de los adultos accede a Internet desde su hogar solo a través de un teléfono inteligente, lo que se traduce en leer tareas, escribir documentos, investigar y hacer cuestionarios en condiciones poco amigables.

Instituciones en Chile, como la Universidad de Chile, han implementado medidas como entregar dispositivos de internet móvil para garantizar la equidad en el acceso a internet. Y otras instituciones analizan sus principales estrategias para hacer factible en modalidad online los distintos tipos de clases realizadas de forma presencial. 

Las experiencias exitosas de aprendizaje remoto dependen de que los docentes sepan cómo crear y entregar lecciones interesantes en línea y de los estudiantes que, además tengan el acceso y las habilidades de alfabetización digital para acceder a ellas.

Repensando el aula online

Hicimos un mapeo de los principales consejos para educadores en este proceso de cambio, que esperamos, sean de ayuda en la transición: 

  1. Aliente la discusión interactiva: Utilice recursos de imagen, audio y chat para que los estudiantes puedan interactuar y recibiendo la variedad de formatos que les permita estar atentos. Hágalos presentar sus ideas y modere su participación a través de la plataforma. 
  2. Recuerde siempre grabar cada clase de manera que los estudiantes puedan repasar los contenidos por su cuenta, y para los estudiantes que no puedan unirse a la sesión en vivo.
  3. Utilice herramientas de formularios para algunas evaluaciones: estas agilizarán la revisión del contenido y le permitirá revisar tendencias en las respuestas de los estudiantes. Además, con este tipo de herramientas puede generar encuestas para conocer la recepción del estudiante de la clase. 
  4. Informe horarios de atención a los estudiantes.
  5. Aliente a los estudiantes a generar grupos de estudio o de reunión virtual. La generación de comunidades virtuales apoyará la comunicación que se perderá de la interacción entre ellos en el aula, de manera que podrán tener feedback de lo que sus compañeros están aprendiendo.

Laboratorios en línea 

La académica Heather R. Taft realizó algunas recomendaciones a aquellos docentes que tienen que adaptar sus clases de laboratorio a un ambiente virtual,  replantear los objetivos de aprendizaje de los laboratorios que fueron pensados para clases presenciales y encontrar aquellos que hagan sentido con los recursos que pueden encontrar los estudiantes en casa, considerando las dificultades que pueden tener de encontrar algún material muy específico en una tienda cercana.

Desde su punto de vista las simulaciones han sido muy efectivas para las clases en línea y destaca tres tipos que ofrece la tecnología: 

1. Laboratorios creados por instructores:

Los sitios iNaturalist Zooniverse, por ejemplo, tienen grandes proyectos que permiten a los estudiantes recopilar y clasificar datos, y también pueden transformarse en laboratorios. Con este tipo de proyectos podrá controlar el seguimiento de las instrucciones dadas a los estudiantes y publicarlas en el sistema de gestión de aprendizaje de su institución.

2. Kit de laboratorio para el hogar: 

Si la institución tiene la disposición, podría comprar kits de laboratorio para el hogar y enviarlo a los estudiantes con las instrucciones que usted haya indicado previamente en el sistema de la universidad. La creación de una bitácora, donde los estudiantes incluyan fotos y notas, con nombre y fecha ayudará a verificar la realización de los laboratorios. 

3. Laboratorios virtuales y simulaciones:

La especialista recomienda las simulaciones de PhET y Howard Hughes Medical Institute. Para realizarlo recomienda elegir una de acceso abierto y generar las instrucciones según se requieran en el sistema de gestión de la institución de manera que lleguen sin problemas a los estudiantes. Considere crear un panel de discusión para que los estudiantes publiquen preguntas para que las contesten en conjunto.

Conclusión

La implementación de la modalidad online es un proceso complejo, que requiere trazar los objetivos de aprendizaje que los docentes habían pensado anteriormente para la modalidad presencial. Por esto, es necesario crear un plan de acción acorde a la contingencia, conscientes de que esta transición online no sólo cubrirá la temporada de emergencia, sino que se integrará a la forma de enseñanza tradicional.

El análisis de esta primera etapa y la puesta a prueba de los nuevos objetivos dotaran a los docentes de experiencia en estas nuevas modalidades de enseñanza. El rol de los educadores en este momento es fundamental. 

u-planner ha querido apoyar a los docentes y administrativos de las IES adaptado sus soluciones para estos desafíos, conoce como aquí.

Este artículo fue originalmente publicado en : https://www.u-planner.com/es/blog/modalidad-online-desafios-y-decisiones

Related Articles

Nuestro compromiso continúa

Ante la pandemia que afecta al mundo y la emergencia que enfrentan las instituciones académicas para adaptarse a la alteración repentina de su funcionamiento y modelos educativos, en Laspau hemos decidido acelerar el lanzamiento de Co-Lab en su versión beta para apoyar a los líderes de instituciones de educación superior, profesores e investigadores en estos tiempos de particular complejidad.

Comentarios

  1. Buenas tardes, efectivamente la implementación en línea es complejo, pero es necesario que los lideres Latinoamericanos comprendan que es necesario generar inversión en infraestructura para la implementación de calidad educativa ,asimismo darles tranquilidad económica a sus docentes para implementarse y adecuarse en este nuevo modelo de enseñanza .

X
X
X